May 25, 23

La hormona de la felicidad (serotonina) y los beneficios de un intestino saludable

Imagínate sentirte feliz, lleno de energía y con una intensa sensación de bienestar. ¿Sabías que una pequeña molécula en tu cuerpo tiene el poder de provocar todo esto? Sí, estamos hablando de la serotonina, conocida popularmente como la hormona de la felicidad. Pero, ¿sabías también que tu intestino juega un papel fundamental en su producción? 

 

"La serotonina es una hormona esencial en el cuerpo que contribuye a regular nuestro estado de ánimo, apetito, sueño, memoria, aprendizaje y muchas otras funciones".

 

Trabaja en conjunto con tu cuerpo para aprovechar al máximo estos beneficios. Da el primer paso hacia una vida más saludable y feliz.

 

Hormona de la felicidad: ¿Qué es la serotonina?

 

A la serotonina se le ha llamado la hormona de la felicidad debido a su papel en la regulación del estado de ánimo y la promoción de sentimientos de bienestar y satisfacción. Desempeña funciones clave en la regulación del apetito, movimientos del tracto digestivo, ciclo de sueño, percepción de dolor, coagulación de la sangre, función cardiovascular y el metabolismo de los huesos.

 

La serotonina está involucrada en la modulación de los niveles de ansiedad, estrés y depresión, y niveles bajos de serotonina se han asociado con una mayor incidencia de trastornos del estado de ánimo y trastornos psiquiátricos.

 

 

 

Pero la serotonina no solo tiene un impacto en el estado de ánimo y el bienestar emocional. La mayor parte de la serotonina en nuestro cuerpo (alrededor del 90%) se encuentra en el aparato digestivo. 

 

El vínculo entre la serotonina y el intestino 

 

El intestino es más que un sistema para procesar los alimentos. A veces, incluso se le llama como 'el segundo cerebro' debido a su complejidad y a la gran cantidad de neurotransmisores, como la serotonina, que este produce.

 

La serotonina que se encuentra en el intestino es vital para la función saludable del sistema digestivo. Ayuda a regular los movimientos intestinales, facilita la absorción de nutrientes de los alimentos y participa en la secreción de jugos digestivos.

 

La serotonina es un neurotransmisor y hormona que actúa en el cuerpo a través del eje cerebro-intestino. Un 10% de la serotonina es producida en el cerebro y funciona como neurotransmisor entre las neuronas, y el 90% es producida en las células de la membrana intestinal y al ser liberada funciona como hormona en nuestro sistema nervioso central, regulando la motilidad del tracto digestivo, la secreción de jugos gástricos y contribuye a la sensación de saciedad después de comer.

 

Aún más, varios estudios comprueban la relación entre ciertas cepas de bacterias benéficas en nuestra microbiota intestinal y niveles altos de serotonina.

 

Artículo relacionado: Microbiota y Salud

 

El tracto digestivo y el cerebro están conectados a través del eje intestino-cerebro, un sistema de comunicación bidireccional que involucra al sistema nervioso, hormonas, microbiota y sistema inmunológico. Como resultado, la serotonina producida en el intestino puede afectar estados de ánimo y comportamiento, al igual que la serotonina producida en el cerebro afecta la función digestiva.

 

 

Los beneficios de un intestino saludable 

 

Cuando nuestro intestino está saludable, la producción y utilización de serotonina es más efectiva, lo que puede dar lugar a varios beneficios. Veamos cuales son estos beneficios: 

 

  1. Bienestar emocional: Se ha sugerido que un intestino sano puede ayudar a nuestras habilidades para manejar el estrés, reducir la ansiedad y mejorar el estado de ánimo.
  2. Función digestiva saludable: Una apropiada producción de serotonina en el intestino puede ayudar a regular los movimientos intestinales y evitar problemas como el estreñimiento y el síndrome del intestino irritable.
  3. Sueño saludable: La serotonina está implicada en el ciclo de sueño-vigilia. Un intestino saludable puede facilitar una producción de serotonina eficaz, lo que se traduce en un sueño de mejor calidad.
  4. Salud ósea: Algunas investigaciones sugieren que la serotonina intestinal podría desempeñar un papel en el mantenimiento de la salud ósea.

 

En resumen, la serotonina es vital para nuestra salud y bienestar general, y un intestino saludable puede jugar un papel clave en la optimización de su producción y función. 

 

Cómo mantener un intestino saludable 

 

El comer una dieta balanceada rica en alimentos integrales, frutas, verduras y alimentos fermentados puede ayudar a mantener tu intestino en buenas condiciones. Mantenerse hidratado y hacer ejercicio regularmente también son prácticas beneficiosas. Si tienes problemas con tu salud intestinal o necesitas ayuda para gestionar tus emociones, siempre puedes buscar el consejo de un profesional de la salud. 

 

Recuerda, la salud comienza desde el intestino. Cuidar de tu salud intestinal significa cuidar de tu bienestar emocional también.

 

La serotonina se sintetiza a partir del aminoácido triptófano, que tomamos de los alimentos. En el tracto digestivo, el triptófano es transformado en serotonina por la acción de las enzimas hidroxilasas triptófano. Una dieta rica en alimentos que contienen triptófano, como carne de pavo y pollo, pescado, lácteos y nueces, puede ayudar a aumentar la producción de serotonina. 

 

Aumentar el consumo de fibra vegetal en la dieta también se ha relacionado con mayores niveles de serotonina y mejor estado de ánimo. La fibra vegetal es un carbohidrato que no digerimos y las bacterias en el intestino lo fermentan produciendo ácidos grasos de cadena corta (SCFA) esenciales para la salud intestinal.

 

Artículo relacionado: Conociendo tu Fibra

 

Existen varias maneras de incrementar nuestros niveles de serotonina:

 

  • Tomar el suplemento Vital Gut de Elevate para sanar la membrana intestinal.

 

  • Comer alimentos ricos en triptófano (pavo, pollo, salmón, atún, nueces, etc.).

 

 

  • Actividad física y ejercicio moderado.

 

  • Tomar vitamina B6 y magnesio.

 

En conclusión podemos decir que es esencial, para la salud en general, tener los niveles adecuados de la “hormona de la felicidad” y mantener un intestino sano con Vital Gut nos puede hacer sentir más felices.

 

Referencias:

 

(n.d.). Microbiota, el vínculo entre el intestino y el cerebro. National Geogrpahic. https://www.nationalgeographic.com.es/ciencia/microbiota-eje-entre-intestino-y-cerebro_18974

 

(n.d.). Científicos identifican dos bacterias de la microbiota intestinal vinculadas a la salud mental. Gut Microbiota for Health. https://www.gutmicrobiotaforhealth.com/es/cientificos-identifican-dos-bacterias-de-la-microbiota-intestinal-vinculadas-a-la-salud-mental/

 

(n.d.). RevisiónEl eje microbiota-intestino-cerebro y sus grandes proyecciones. Neurología. https://neurologia.com/articulo/2018223

Por: Equipo Elevaté

Artículos Relacionados

May 08, 24

Magnesio, un aliado esencial para tu bienestar

LEER MÁS

El magnesio es el suplemento más popular del mundo por sus documentados beneficios para la salud. Elevaté Botánica lanza su línea de Essentials con distintos tipos de magnesio pensados para mejorar la calidad de vida de los mexicanos.

May 07, 24

Las Propiedades Curativas de la Canela

LEER MÁS

La canela es una especie que se obtiene del interior de la corteza de árboles pertenecientes al género Cinnamomum. Tiene amplias y documentadas propiedades antiinflamatorias y por eso nos gusta tanto en Elevaté. La encuentras en Body Balance.

May 01, 24

La creatina, el aminoácido para jóvenes...y adultos mayores

LEER MÁS

La creatina es ampliamente utilizada por jóvenes y atletas para mejorar su desempeño físico y recuperación muscular, sin embargo, tiene documentados beneficios para detener el deterioro cognitivo en las personas mayores.

@ElevateBotanica